Las máquinas deschinadoras o quitapiedras Cimbria-Heid se usan para conseguir la eliminación de impurezas pesadas como piedras, partículas metálicas etc. del producto a procesar.
Las capacidades dependiendo del modelo varían desde 1 a 20 Ton/ h.
El producto se alimenta a través de una tolva con resorte ajustable en su faldón, para adecuar el volumen de producto a alimentar a la mesa.
El tablero es de aluminio y ajustable su inclinación entre 6º y 15º. El efecto combinado del movimiento vibratorio y el caudal de aire, que puede ser regulado, el cual se indica mediante un manómetro incorporado, produce la separación de las piedras del producto.

Las ventajas que hacen únicas a las deschinadoras Cimbria-Heid son las siguientes:
- Ausencia de vibraciones en el movimiento del tablero, lo que elimina el coste de obra civil, aumenta la vida de la máquina y permite la instalación en alto.
- Malla de diseño especial que proporciona un eficiente camino para el producto y reduce la distancia que las piedras deben recorrer para ser eliminadas.
- Sistema de aire con vacío negativo que asegura la no emisión de polvo y garantiza unas condiciones de trabajo saludables.
- Tablero de aluminio fácil de limpiar (incluso con agua) y cambiar y que aligera la máquina.
-Construcción abierta con grandes puertas de acceso y ventana de inspección para facilitar su escaso mantenimiento.

Hoy en día podemos ofrecerle más de 50 referencias en España donde tenemos instaladas este tipo de máquinas.